1981: El show de la Rossetto


Nombre del espectáculo: EL SHOW DE LA ROSSETTO
Fecha de estreno: 3 Enero 1981

REPARTO
Cecilia Rossetto
Roberto Catarineu
Tony Lestingi
Sandro Iasowizky
Roberto Blanzaco
Jorge Bisconti
Esteban Wozniuk

Cante: José Merce, Gómez de Jerez
Músicos: Emilio de Diego, Antonio Solero
Guitarras flamencas: Emilio De Diego, Antonio Solera
Profesora de flamenco: Isabel “Rayuela” Gómez

Libro y Letras: Oscar Balducci
En el sketch de Clemente, autor invitado: Caloi
Música: Pablo Ziegler
Coregorafía: Graciela Crisafi
Coreografía “Dúo Seguiriya”: Antonio Gades
Vestuario: Gioia Fiorentino
Luces: Oscar Balducci, Jorge Mensor

Realización de vestuario: Enrique de Alzaga, Martín Mendilaharzu, Leticia Rivera
Asistente de Producción: Beatriz Lapouble
Asistente de Dirección: Jorge Mensor
Fotografías: Jorge Manson, Oscar Balducci
Operador de Luces: Gastón Díaz, Enrique Romero
Operador de Sonido: Amilcar Gilabert, Ivan Díaz

Productor Ejecutivo: Jorge Marchetti
Dirección General: Cecilia Rossetto

SALA
Auditorio Bauen, Buenos Aires

PROGRAMA
1. Número de apertura
2. Mónologo inicial
3. Clemnente
4. Olivia
5. Baile flamnenco
6. New York, New York
7. El Mosquito del sillón de Rivadavia
8. Nancy Power
9. Nadie me quiere más que yo
10. Número final

 

PABLO ZIEGLER
Compositor musical

Fotografía: Oscar Balducci

 

GIOIA FIORENTINO 
Vestuarista

Fotografías: Oscar Balducci

 

EN ESCENA

 

 

¡ANTONIO GADES Y CRISTINA HOYOS RINDIERON SUS FRUTOS!

 

PUBLICIDAD

PRENSA

Diario Clarín
12 Enero 1981

CECILIA ROSSETTO: CASI DOS METROS DE CONTAGIOSO HUMOR

Flaca pero proporcionada, casi un metro noventa de altura, con parecido físico a Susana Rinaldi…

 

Diario Tiempo Argentino

“Ante todo, la capacidad ilimitada de Cecilia para convertirse en lo que se se le antoje: puede ser bellísima y fascinante, puede ser fea y rídicula, puede ser vieja  y joven, delirante o sobria. Tiene, de sobra, voz, físico (de notable plasticidad), expresividad, magnetismo personal. Y como cree de verdad en lo que está haciendo, convence de su verdad al público, obligándolo -sin compulsiones, tiernamente, astutamente- a aceptar esa suprema convención, el artificio, sin la cual el teatro sería imposible”.

ERNESTO SCHOO

 

Buenos Aires Herald
26 Enero 1981

 

 

 

Revista Humor

IMG_1949

 

IMG_1950

Diario Clarín

“Voy a fabricarme mi propia fuente de trabajo”. Y lo hizo. Dejó la televisión hace dos años y se embarcó en sus proyectos. “Puedo ser una vedette o transformarme en un bicharraco”, asegura.

 

“DURANTE UN ENSAYO, EL TRAJE DE GOMA ESPUMA ME BAJÓ LA PRESIÓN Y ME DESMAYÉ. ENTONCES CALOI HIZO QUE ME PUSIERAN UN VENTILADOR PORTÁTIL EN LA COLA DEL MUÑECO”

 

LA NOCHE QUE NINÍ MARSHALL VINO A VERNOS

MATERIAL

 

POLAROID EN CAMARINES

El Mosquito ante de salir a escena

 

Cecilia Rossetto y Jorge Bisconti

 

Cecilia Rossetto y el cuerpo de baile